En Mendoza cada gota tiene su destino

Para aprovechar cada gota de agua que nos proveen los ríos cordilleranos se han llevado a cabo grandes y pequeñas obras de ingeniería hidráulica. Captar, embalsar, aprovechar la energía, conducir, distribuir, regular y regar son algunas de las acciones que día a día permiten que el agua llegue a destino.