Gestión prospectiva del agua en Mendoza: pasado, presente y futuro

¿Por qué Mendoza necesita reservorios?

La infraestructura existente en la provincia fue concebida bajo criterios de distribución “a la oferta”, donde el agua disponible se entrega con criterios de proporcionalidad (por superficie empadronada paga). De esta manera el sistema resulta simple de desarrollar: el usuario recibe agua de acuerdo a lo que el sistema puede ofrecer y no por demanda.

Decimos que el sistema actual es rígido porque muestra formas estructuradas de distribuir el agua y con pocas posibilidades de realizar cambios en tiempos apropiados. Este esquema, en el fondo, favorece a aquellos productores que pueden construir sus propios reservorios a la vez que, propicia un programa desigual y poco equitativo